Elección del emplazamiento.

Consideraciones previas a tener en cuenta antes de alquilar o comprar un local o nave para ejercer nuestra actividad.


Las preguntas que debemos hacernos antes de firmar cualquier contrato o pre-contrato de alquiler o compra de un local o nave industrial, o que debemos consultar a un técnico, son las siguientes:

1.- ¿Está permitida la actividad en este emplazamiento?

El Plan General de Ordenación Urbana ordena todo el territorio del término municipal mediante las técnicas de la clasificación y la calificación del suelo. Cada una de estas clases de suelo es afectada por una calificación que la subdivide en zonas, para cada una de las cuales se establecen condiciones específicas relacionadas con la tipología edificatoria, la intensidad de los aprovechamientos y la naturaleza de los usos admitidos.

De manera general, fundamentalmente para locales que no están ubicados en polígonos industriales, lo primero que hay que determinar es la situación de los usos en los edificios. Ésta se establece atendiendo a la planta en que se sitúe el uso, sea sótano, semisótano, baja, o alzada, así como a la situación del uso en relación con otros con los que coexista en el edificio.

A estos efectos, se consideran las siguientes situaciones para el uso de que se trate:

  1. local en un edificio con viviendas, con acceso común con éstas.
  2. local en un edificio con viviendas, con acceso independiente de éstas.
  3. local en edificio de usos mixtos diversos independientes entre sí, entre los que no está el residencial.
  4. local en edificio de uso exclusivo no industrial ni de vivienda.
  5. local en edificio de uso exclusivo industrial lindante con otros usos no industriales.
  6. locales en edificios industriales medianeros entre sí.
  7. edificios industriales exentos.
  8. edificios aislados alejados de núcleos urbanos.

Por ello es necesario acudir a este plan para que con los datos de la zona, grado y situación para el uso, se pueda comprobar que nuestra actividad está dentro de los usos admitidos en la ubicación del local o nave. Si el uso no está permitido, deberemos buscar otra ubicación.

2.- ¿En qué condiciones se encuentra el local?

Si el estado del local o nave en el momento actual coincide con los antecedentes urbanísticos significa que ha habido una actividad anterior y que las obras existentes (divisiones, instalaciones, etc.) están legalizadas. En caso contrario, será responsabilidad de la nueva actividad legalizar todas las obras.

Por tanto, es indispensable comprobar que el estado actual del local o nave coincide con la última licencia concedida que obra en poder del ayuntamiento.

 

 

jabb@2015